// echo out all of the post content

La sentadilla es un excelente ejercicio para trabajar la extremidad inferior del cuerpo.

Realización del ejercicio: Los pies deberían estar separados la anchura de los hombros, y su espalda recta. Doble las rodillas lentamente, manteniendo la espalda recta. Descienda con control, no rápidamente. Tan pronto como note que pierde el control sobre sus pies y se va hacia adelante, invierta la dirección lentamente y enderece las piernas hasta la posición inicial. Ha de ver siempre la punta de sus pies, evitando que las rodillas se vayan hacia adelante.

Velocidad de Ejecución: Realice las repeticiones de estos ejercicios lentamente. Mover más rápidamente disminuye las ganancias en fuerza. La razón es que con una realización más rápida, la inercia contribuye al movimiento del peso, y se opone a la participación de las fibras musculares. Muévase lentamente, sin que el movimiento degenere en una serie de comienzos y paradas. La velocidad más idónea sería con una cadencia de 10 segundos en la fase de bajada, 10 segundos fase subida.

Respiración durante el ejercicio: La respiración a lo largo de la realización de cada ejercicio debería ser continua y natural, y debería hacerse con la boca abierta. Conforme un ejercicio se vuelve más difícil, causando esa sensación de “quemado”, debería respirar más fuerte, o hiperventilar, deliberadamente. Este paso le ayudará a evitar la necesidad de mantener su aliento y emplear la maniobra de Valsalva (aguantar la respiración mientras se ejercita; técnicamente, es un cierre de la glotis o cuerdas vocales, o guardar una bocanada de aire en el pecho y entonces empujar duramente contra ella. Debe evitar en todo momento maniobra de Valsalva).

sentadilla sin peso

 

Performance Luis del Águila

Ver todos los post

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas entradas